Visita

El desinterés por las relaciones sexuales crece entre los japoneses

Como conocer a mujeres 55341

El estudio cubrió un total de 8. Japoneses heterosexuales entre 18 y 34 años conformaron la muestra analizada en junio de por el Instituto Nacional de Investigación sobre Población y Seguridad Social. Esta encuesta se aplica cada cinco años desde Fuente de la imagen, Getty Images Pie de foto, El estudio cubrió un total de personas solteras y parejas casadas de todo el país. La respuesta que se encontró entre los jóvenes fue que todos estaban muy ocupados como para iniciar un noviazgo. Hugo, de 26 años, plantea: Cuando te casas, la mujer se encarga de las labores domésticas mientras que el hombre tiene que trabajar fuera para conseguir el sustento familiar. Luego confiesa que las responsabilidades asociadas a la vida familiar amenazarían su estilo de vida actual. Varias jóvenes también dijeron a BBC que querían seguir gozando la libertad de la que disponen como solteras. Del mismo modo, Kenji Takana va a cumplir 50 años y, como él mismo reconoce, pertenece al grupo de personas que se supone debería estar criando a sus hijos.

1 comentario

Glosar Compartir Tokio. Los datos muestran un incremento de cinco puntos respecto a , cuando se llevó a cabo el fore informe, y confirman una transformación que amenaza con echar por tierra los esfuerzos del Ejecutor nipón por aumentar la arancel de natalidad. Uno de cada cinco hombres casados encuestados afirmaba estar demasiado cansado para ejercer sexo después del trabajo, entretanto que casi el 16 por ciento señalaba que se había vuelto sexualmente inactivo después de que su pareja diera a luz. La tendencia es especialmente llamativa entre los hombres jóvenes de entre 25 y 29 años, de los cuales un 20 por ciento señala que el sexo no le interesa. Tras entrevistar a decenas de herbívoros, Morioka estableció hasta ocho subcategorías diferentes, que van desde los chicos que no saben cómo acercarse a una madama hasta quienes tienen capacidad de hacerlo pero prefieren evitarlo para no sentirse heridos. Los bienes nipones también han acuñado últimamente el término síndrome del celibato para referirse al auge de las personas inactivas sexualmente y desinteresadas en cualquier tipo de relación sentimental, aunque también bet la falta de estudios que la fundamenten. En cualquier albur, los expertos apuntan a una larga lista de factores económicos, laborales o sociales que frenan a ambos sexos a la hora de embarcarse en amistades sexuales o de iniciar amistades sentimentales. Entre ellos citan la recesión económica, las largas jornadas laborales habituales en el nacionalidad, el aumento del coste de la vida o la boicot social sobre los jóvenes -en especial las mujeres- para que se casen antes de guardar la treintena. Algunas voces sí han aventurado soluciones extravagantes para estos problemas, como la arancel sobre los guapos propuesta por el economista Takuro Morinaga en un artículo publicado en el diario Asahi en

Búsquedas recientes

Matrimonio en Tokio Sus reflexiones, fueran acertadas o no, me sorprendieron y me hicieron plantearme numerosas cuestiones. Durante los tres meses que pasé allí pregunté a mucha gente sobre estos temas, incluyendo a desconocidos en bares, a japoneses y a expatriados. Escuché y observé. Leí libros y artículos. Traté de adquirir los pensamientos y sentimientos de japoneses y extranjeros, siendo consciente de que en cuanto creía tenerlos entre mis manos se me escapaban como si estuvieran hechos de agua. Sale a beber con sus colegas o clientes después del trabajo y juega al golf con ellos los fines de semana. En el metro o en la calle se juntan masas de salary men yendo a trabajar o a casa, con su triste uniforme de pantalones negros y camisa blanca. También vi en una ocasión a un hombre durmiendo en traje a la entrada de una muelle de tren. Esto cambia de persona a persona, pero en muchos casos es así.

Bomba de tiempo demográfica

El Los datos muestran un acrecentamiento de cinco puntos respecto acuando se llevó a cabo el anterior informey confirman una transformación que amenaza con echar por tierra los esfuerzos del Ejecutor nipón por aumentar la arancel de natalidad. Tras entrevistar a decenas de herbívoros, Morioka estableció hasta ocho subcategorías diferentes, que van desde los chicos que no saben cómo acercarse a una mujer hasta quienes tienen capacidad de hacerlo pero prefieren evitarlo para no sentirse heridos. Los medios nipones también han acuñado recientemente el término síndrome del celibato para referirse al auge de las personas inactivas sexualmente y desinteresadas en cualquier tipo de relación sentimental, ya también ante la falta de estudios que la fundamenten.

762 763 764 765 766

Leave a Reply